Than nothing, than flowers (English)

This post is about the production and publication of my photobook which you can buy here (although calling it artist book would be more appropriate). I think this is the fastest project I have ever done, but this doesn’t mean it has lost any quality, since the process has been very fluid from the beginning; and that is where I will start.Sigue leyendo “Than nothing, than flowers (English)”

Than nothing, than flowers

Esta entrada trata sobre la fabricación y publicación de mi libro de fotografía que podéis comprar aquí (aunque llamarlo libro de artista sería una definición algo más acertada). Creo que este es el proyecto que he realizado con más rapidez de todos los que he hecho, aunque no creo que por ello haya perdido calidad, ya que el proceso ha sido algo bastante fluido desde el inicio; y por ahí empezaré el texto.Sigue leyendo “Than nothing, than flowers”

Mi viaje por la fotografía 2 (Un año después)

Llevaba sin escribir un año. Desde mi última entrada han pasado muchas cosas, y he tenido la suerte de que casi todas han tenido que ver con la fotografía. Terminé mi TFM, el tribunal me puso una buena nota y me apunté a un curso con el colectivo Underphoto llamado “Otra Historia”. En aquel momento no tenía mucha idea, aparte del trabajo que había realizado, de cómo llevar a cabo un proyecto fotográfico. No sabía nada de visionados, convocatorias, festivales, ferias, fotolibros (de verdad, no catálogos).

Sigue leyendo “Mi viaje por la fotografía 2 (Un año después)”

De la ampliadora a la impresión de fotografías digitales

O cómo decidí que quería ver mi obra en papel en lugar de en pantallas

Cuando empecé a hacer fotografías en serio lo hice con la ayuda de una cámara réflex analógica heredada (secuestrada) que mi padre había comprado allá por los 70-80. Durante los primeros años de la carrera, los carretes los llevaba a revelar al laboratorio, me daban copias de 10×15 y todo iba bien…Sigue leyendo “De la ampliadora a la impresión de fotografías digitales”

Blade Runner y la iluminación práctica

Blade Runner es una de mis películas favoritas. Tanto la temática como la fotografía de la misma me fascinan, ya que no deja de ser cine negro de detectives ambientado en el futuro. Hace tiempo que quería hacer un análisis al estilo del que hizo Matt Scott en su blog sobre la película Prisioneros pero no había encontrado el tiempo o la temática, y cuando hace poco volví a ver Blade Runner se encendió la chispa y me dio por sacar fotogramas de la película para analizar la iluminación.Sigue leyendo “Blade Runner y la iluminación práctica”

Dear Emily – StoryMOOC final task

Dear Emily,

Dear Emily,
I’m about to leave the last port from Inishbofin. The captain has not told us where we are sailing exactly, but I saw huge harpoons on the ship’s hold. It will be a cold winter and I will miss you at sea. I hope this has to be the last voyage I have to make as I have grown tired of our captain and his methods. Give all my love to Marcus and Ellie, since there is not a day I do not think about you.

Love,
Eric.

Dear Emily,

We have been sailing north for ten days now. We lost three men in the last storm, and one more that fell overboard and died from the fever. The nights are longer every day. The clouds are thicker and so is the water. We have not seen a single fish, just the ice and clouds that blend in the horizon. The captain insists in sailing north, but every day we have more doubts about his sanity.

If you get this letter, know that I love you.

Eric.

Dear Emily,

I have not seen the light of day in a week. I don’t know if you will ever receive this letter, but thinking of you keeps me alive. We crashed on the rocks following a huge whale, bigger than the Galway cathedral, when it disappeared through the mist. The captain was impaled by a harpoon in the ice. We are only five now, and I saw madness in their eyes. The hunger is greater every moment, and I feel that I must run away before I lose the sanity within me.

I love you Emily, and I hope you can forgive me for not coming back.

Ficcileaks + Frasin Atomsk Mederit

Hola, nadie lo ha pedido, ni es un asunto de seguridad internacional, pero he decidido publicarlo: El principio de la historia de Frasin. Creo que voy a ir publicándola aquí poco a poco y así me fuerzo algo a escribir más a menudo. Espero que el principio sea de vuestro agrado.

FRASIN ATOMSK MEDERIT

Isaac Rupérez Cano

UNO

La luna flotaba en el cielo nocturno similar a un globo blanco gigante. Se escuchaban algunos grillos y el fluir de un riachuelo cercano, a los pies. El generador del hangar emitía un zumbido leve, pero lo suficiente para saber que estaba allí. El dorso de la mano izquierda acariciaba el césped artificial con un cigarrillo apagado entre los dedos. Frasin no notaba nada, la mano derecha tonteaba con el cuello de una botella de bourbon, su abuelo bebía vodka, de la madre patria, a ella le venía dando igual. A través de la cúpula artificial la luna parecía mucho más grande que en el espacio. Agarró el cuello de la botella y la arrastró hasta los labios, la elevó y el bourbon brotó, derramándose parte fuera de la boca. Tosió, casi se ahogó con ese último trago. Dejó la botella y metió la mano en el bolsillo del pantalón para sacar el mechero y encender el cigarrillo. Intentó incorporarse pero no pudo, y se lo encendió de lado.Sigue leyendo “Ficcileaks + Frasin Atomsk Mederit”

Murgon

Viernes. Me despertao pronto, hoy vienen unos tipos de la tierra pa un encargo del ejercito. Ehta semana no tenía que hacer na, solo dormir. Me levantao del colchón y me preparao un vaso de agua con esporas. No es questé bueno, pero te pega un subidón que pa las mañanas viene mu pero que mu bien. Sentao en la mesa del salón estuve pensando en las putas balas quinventé. Maldita la madre que me parió, en qué momento se m’ocurriría inventar las putas balas esas. Yo que sé, los murgon somos gente pequeñica, no podemos defendernos de gente fuerte como los myreanos, pero quien iba a pensar que los cabrones esos iban a conseguir una maquinica desas. Pff, qué más da, lo hecho, hecho está. Por supuesto, se podrían imbecilizar o inutilizar o como se diga eso. Durante un tiempo estuve diseñando un cacharro pa convertir las balas especiales en balas normales, pero no llegué a montarlo nunca. ¿Quién iba a querer inutilizar las balas esas si eran tan buenas pa los humanos? Los myreanos no las tenian quaber conseguío nunca y yasta. Vaya diica me esperaba, me puse a buscar los papeles con los diseños del cacharro imbecilizador de balas. En el tercer cajón del escritorio los encontré. Las balas se hacían metiendole radiación de plasma a las balas normales, con unas esporas de nuestra nave nodriza, la que se estrelló contra Plutón. Pues resulta que las esporas esas no sirven pa na si se les da un toque lo suficientemente fuerte de electromagnetismo. Con una descarga electromagnética bien gorda te podías cargar las balas en un plis plas. Pero claro, no podía ser una descarga normal, había que meterle un toque de otras esporas que estabilizaban la nave. Si salía pronto podía llegar a la nave, coger las esporas y volver a tiempo para cuando llegaran los tipos de la tierra. Cogí un frasco pa guardar las esporas y la pala pa cogerlas y me puse el abrigo antes de salir de la cueva en la que vivo. Por cierto, me llamo Tag’rli.